Etiqueta

Festival de Cine Migrante

Buscando

Una vampira feminista y no porque milite en el feminismo necesariamente, si no por sus fugas de sangre y fiesta. Vampira o más bien bruja, hereje solitaria de la noche. Elije a sus presas, y ahí no hay nada de azar, la potencia de su búsqueda está en una ética que se enuncia en acto en el relato. No hace falta explicar nada. Que piba no fantasea con haberle destrozado el cuello a ese pibe que la intentó abusar en el boliche, o no ha soñado con ajusticiar a la amiga que había sido maltratada por algún novio. La vampira anda sola de noche sin miedo, sonriente deja que el viento le pegue en la cara y se aprecia una suerte de liviandad en el aire, sin culpas ni remordimientos;  esa imagen dura mil años. Claro, que piba no sueña también con alguna vez caminar de madrugada por la calle sin temer que la violen, maten o descuartizen, una vez más.