Etiqueta

sexualidad

Buscando

El cuerpo es un órgano sexual

80 años, doctora en filosofía, actriz biodramática de Mujer Nómade, Esther Díaz, acaba de lanzar sus memorias Filósofa Punk donde afirma la vida y la sexualidad en medio de infinitas tragedias personales.

Pregunta: ¿Si pudiera ver un documental sobre un filósofo, sobre Heidegger, Kant o Hegel, qué es lo que querría ver?

Respuesta de Jacques Derrida: Que hablen de su vida sexual. ¿Quería una respuesta rápida? Su vida sexual

( Jacques Derrida, en Derrida, película de Kirby Dick y Amy Kofman)

Filosofía y sexualidad. Con el epígrafe precedente Paul Preciado inaugura su épica biopolítica en Testo Yonqui. Testosterona en gel sobre su cuerpo  abriéndose a la era de la farmacopornografía. También heredera de Foucault y adicta a la misma hormona por otros medios y orificios, Esther Díaz, deja registro de una anatomía atravesada por la filosofía, las encamadas pasajeras, la biotecnología estética y las pérdidas innombrables en el libro Filósofa Punk y en el documental Mujer Nómade de Martín Farina. Doctora en filosofía, profesora titular de la UBA, autora hiperbólica, irrumpe en la vida pública con un decálogo de toda su vida privada. Una vida medio de mierda: un padre que le impide estudiar sólo por ser mujer, una madre que sería amante de su único marido por muchos años, una hija adicta y psicótica que termina mal y otro hijo que sigue un destino similar. Chongos marginales y jóvenes como katharsis aristotélica, como purga psicoanalítica de las tensiones y las tristezas. “Al abstenernos de los placeres nos volvemos sobrios y, una vez que hemos llegado a serlo, entonces somos en grado máximo capaces de abstenernos de los placeres” (Aristóteles, Ética nicomaquea). Díaz abjura de la askésis  para erigirse como mujer del placer y se entrega a la Aphrodisia sin ánimo de gobernarse a sí misma ni a los demás. Se refriega por la concha las partes superiores e inferiores del alma. No hay arriba ni abajo ni partes privilegiadas. Militante del orgasmo, el bótox, la contra-sexualidad y los dildos ergonómicos a los 80 años. En Mujer Nómade se revuelca piola con un pendejo tatuado. Su tarea es ser una iconoclasta de las edades avanzadas y sus prescripciones. Spinoza: “nadie sabe de lo que es capaz un cuerpo”, quizás Esther Díaz tampoco lo sepa pero su actitud confirma que la indagación anatómica vale la pena.