Que no falte la bebida para los chicos, que la torta no se aplaste en la heladera, que el abuelo no se pierda. Paula intenta festejar el cumpleaños de su pequeño hijo. Pero nada sale del todo como estaba planeado. Un aleteo de reclamos, amoressecretos y confesiones se suelta en el nido del núcleo familiar congregado.  

Victoria Hladilo, actriz, escritora y dramaturga de “La sala roja”, obra con gran recorrido local e internacional que ya está en su séptima temporada, vuelve a ambientar esta comedia en situaciones características del mundo de las madres y los padres con niños pequeños. En este caso, el festejo de un cumple infantil, con todos sus rituales, nervios y preparativos, será la excusa para hablar de duelos y partidas, esbozando un contrapunto intergeneracional entre un extremo y otro de la vida. 

El padre de Paula, el abuelo del niño, es un personaje central en la historia. Con impecable trabajo de José María Marcos, la figura de Emilio lleva adelante mucho de los momentos más hilarantes y también más emotivos junto a su hija (interpretada por la propia directora).  

La obra se desarrolla en la trastienda del festejo: en la cocina del salón de eventos, el corazón organizacional de la celebración. Esa acertada elección de Hladilo coloca muchas de las acciones en el fuera de escena: vemos sus consecuencias o su preparación. Desplaza así el foco hacia los adultos: los padres, los abuelos, la empleada y el animador.   

Hay picotazos pero también arrumacos y cariño bajo el ala familiar. Como en un arrullo se cantará a las palomas queridas que parten libres a volar.     

Por Paula Boente

Dramaturgia y DirecciónVictoria Hladilo Actúan: Roxana Randon, José María Marcos, Emiliano Díaz, Victoria Hladilo, Mercedes Quinteros, Manuel Vignau El Camarín de las Musas, Mario Bravo 960; domingos a las 21; desde $200 

 

 

Autor

Escribir comentario